ESTABLECIENDO METAS Y OBJETIVOS.. ¿CUAL ES EL TIEMPO DE PARTIDA Y DE LLEGADA?

La existencia del ser humano en mundo de cambio acelerado, de innovación constante, nos desafía a avanzar, progresar, a superarnos, a visualizar lo que queremos alcanzar en el futuro, con la incertidumbre del mañana, que tenemos que enfrentar, con los riesgos que tiene toda empresa, se nos presenta el panorama más complejo y difícil.Pero tomamos este desafío como una oportunidad, que debemos aprovechar, porque no hay segunda oportunidad, para eso estamos bien preparados, capacitados, con mayor información y conocimientos: el conocimiento es poder que, unido a la imaginación, tenemos que establecer nuestras metas u objetivos, que vamos a tomar un rumbo, como las naves, el capitán decide la singladura, el rumbo, a que puerto vamos a llegar.

La meta establece el tiempo de partida y de llegada. Si logramos nuestra meta u objetivo, se convierte en resultado de éxito, buena salida (exit) y buena llegada (goal). Porque establecer una meta, requiere de compromiso, que te obliga a poner tu voluntad, con mucho esfuerzo y concentración, porque el objetivo lo tienes en la mente y lo sientes en el corazón para poner la pasión y el coraje en el hacer cotidiano, las acciones inteligentes que llevaras a cabo de manera diligente sean proactivas y priorizadas, permitirá que el tiempo sea tu aliado.

Y si necesitas ayuda, solicítala. Porque la meta u objetivo tiene una fecha de cumplimiento, se evalúa la eficiencia, la eficacia, la calidad y la cantidad obtenida. Y como la meta u objetivo, cumple con las características de ser realista, difícil de alcanzar, pero plausible de lograrlo por ser desafiante: ”porque lo fácil lo hace cualquiera y lo difícil lo estamos haciendo y lo imposible lo vamos hacer”.

Surge la actitud victoriosa que nos motiva a poner más energía, más perseverancia, para nunca rendirnos, aún en el fracaso, más resiliencia, porque somos guiados por los valores del compromiso y del empeñó de la palabra, que hemos prometido en público, nos obliga a cumplir con responsabilidad la obligación del deber. Al llegar a puerto (a la meta) nos elogiarán con las palabras: Bien Hecho, así la Marina de Guerra del Perú reconoce y premia el mérito conseguido, en el palo mayor del buque, a quienes la meta la convirtieron en resultado exitoso.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *